lunes, 30 de mayo de 2016

Reseña || La Hija del Sepulturero

Título original: The Gravedigger's Daughter
Autor: Joyce Carol Oates
Traducción: José Luis López Muñoz
Libro: Autoconclusivo
Formato: Tapa blanda con solapas
Páginas: 688
Género: Ficción, 


Sinopsis: En 1963, los Schwart, una familia de inmigrantes desesperada por escapar de la Alemania nazi, se instala en una pequeña ciudad de los Estados Unidos. El padre, un profesor de instituto, es rebajado al único trabajo al que tiene acceso: sepulturero y vigilante de cementerio. Los prejuicios locales y la debilidad emocional de los Schwart suscitan una terrible tragedia familia. Rebecca, la hija del sepulturero, comienza entonces su sorprendente peregrinación por la "América profunda", una odisea de riesgo erótico e intrépida imaginación que la obligará a reinventarse a sí misma.
Joyce Carol Oates ha creado una pieza magistral de realismo mítico y doméstico, excepcionalmente emotiva y provocadora: un testimonio íntimo de la resistencia del individuo. En esta novela prodigiosa la violencia actúa como un faro iluminando una cultura y una época.
Para empezar, muy mal la sinopsis; el texto no está justificado y de verdad que no entiendo de dónde salió "riesgo erótico", parece que alguien quiso hacerse el listillo y no le salió. Y entiendo que el objetivo sea atraer posibles lectores, pero es que a mi me ahuyenta con tanta adulación simplona: pieza magistral, excepcionalmente emotiva, provocadora, novela prodigiosa. Todo en tres renglones. ¡Y encima hay errores de ortografía en la página del Copyright! ¡En el título original! De verdad que no entiendo qué estaba haciendo la persona que hizo esa página.

Pero bueno, hablando de la novela en sí. Está dividida en tres partes muy desiguales; la primera es de 400 páginas y sufrí horrores para leerla por lo lento que iba todo, la segunda es de 200 páginas y tiene el ritmo típico, y la tercera no son ni 100 páginas y va a toda máquina. Además, es una de esas historias en las que parece que el autor simplemente dejó de escribir, así a la brava. Más un epílogo en el que dan a entender el final de "la historia".

Los personajes. La protagonista es Rebecca Schwart, en todos los sentidos porque éste es uno de esos libros que comienzan con la infancia del protagonista y lo siguen por toda su vida. Rebecca es poco más que una persona dependiente y emocionalmente sometida, primero como hija y más tarde como esposa. Hubo un momento en el que creí que iba a "reinventarse", como dice la sinopsis, pero en realidad sólo cambió de actitud. La mejor palabra para describirla es sumisión.
Ahora, quitando a Rebecca el corderito, todo el resto de los personajes es ignorante, tonto o malvado. Bueno, tal vez hubo dos o tres señoras que tenían sentimientos y empatía. Y esto es algo que quiero comentar, porque no entiendo esos libros en los que quieren retratar la crueldad del mundo por medio de personajes "malos" y ya. Es verdad que en la vida real hay muchas personas a las que no podrías importarles menos, personas dispuestas a cosas peores que lo que aparece en este libro, pero absolutamente todos aquí abusan de la pobrecita de la protagonista en algún sentido. Eso da como resultado un buen montón del mismo personaje con diferente nombre y actitudes ligeramente diferentes.

La trama. Lo único que se me ocurre decir sobre el avance es que fue extremadamente irregular. La primera parte está llenísima de detalles, avanza lo más lento que quieran y de verdad que me pareció eterna. La narración es rarísima, da saltos aleatorios entre futuro y pasado, a veces incluso en el mismo párrafo. Todo eso me daba la impresión de no avanzar nunca; en un momento podíamos estar con una Rebecca actual, para que al siguiente nos cuente un suceso de su pasado, luego una reflexión, de regreso al presente, se distrae y nos manda de vuelta al pasado, y al presente de nuevo pero en otro momento... Eso y que la protagonista es aborrecible. Les digo, tortura total.
Luego entramos a la segunda parte y se convierte en una historia más regular, hay más diversidad en el mundo de Rebecca y conoce a gente que casi es compleja. Aquí ya hay una secuencia temporal llevadera y pude interesarme por la historia. Pero luego pasamos a la tercera parte y el ritmo se acelera horrores; de pronto ya habían pasado casi diez años y Rebecca volvía a sus actitudes de la primera parte.

Llegamos con ese ritmo al epílogo. Por primera vez me gustó un final de epílogo, y ni siquiera es un buen epílogo. Es más, es completamente ajeno al libro. Sólo piensen qué implica eso en esta historia. No me gustó la estrategia que usó la autora, porque no explica nada de nada. Pero en éstas últimas páginas se miran buenos personajes, Rebecca por fin tiene sentido para mi y el otro personaje tiene una evolución interesante, más considerando que está contado a las prisas en unas cartas.

En fin, este libro pudo ser muchas cosas, pero se quedó en un simple relato trunco. No es un libro de la Segunda Guerra porque no se menciona NADA relacionado, no es un libro sobre la sociedad porque es un retrato exageradamente pesimista, no es un libro sobre superación personal porque básicamente enseña a fingir y olvidar, no es una novela histórica porque no hay conexión alguna con la vida fuera de las cuatro paredes de Rebecca...¿entonces qué es? Pues nada, una novela sobre la vida de una niña y sobre cómo no pudo relacionarse con ningún hombre, incluido su hijo.

En resumen, La hija del sepulturero es una novela que consta de cuatro partes prácticamente independientes, y que se aceleran y simplifican de forma ridícula. Los personajes se resumen a Rebecca, los hombres malos y unas cuantas mujeres aceptables.
Y ustedes, ¿han leído algo de la autora?
¿Se les antoja este?
Angie

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Todos tus comentarios son bienvenidos, siempre que sea con respeto.
También les dejo una selección de emojis, nunca se sabe cuándo vas a necesitar una pizza.
❤ ツ ✌ ✔ ✘ ♡ ☮ ★ ☕ ✿ ⚡ ♥ 😀 😁 😂 😃 😄 😅 😆 😇 😈 😉 😊 😋 😌 😍 😎 😏 😐 😑 😒 😓 😔 😕 😖 😗 😘 😙 😚 😛 😜 😝 😞 😟 😠 😡 😢 😣 😤 😥 😦 😧 😨 😩 😪 😫 😬 😭 😮 😯 😰 😱 😲 😳 😴 😵 😶 😷 😸 😹 😺 😻 😼 😽 😾 😿 🙀 🙈 🙉 🙊 🙅 🙆 🙇 🙋 🙌 🙏 ▸ 🎶 ⭐ 🌟 ✨ 🚨 ☝ ✋ ✌ 👎 👍 👌 👏 💔 💕 💖 💘 💢 💤 💥 💪 💩 🎁 💎 🍕 🍩 🍫 🐌 🐶 🐵 🎄 🎃 🎅 🌞 🔥 ❌ ❓ ❔ ❕ ❗ 💯