jueves, 23 de abril de 2015

Reseña de: (El príncipe maldito II) – Amantes de Sangre

Título original: Amantes de sangre
Autor: Ramón Obón
Género: Fantasía, Sobrenatural


Sinopsis: Para aquellos que no quisieron escuchar la advertencia, ya es demasiado tarde. El mal inmortal, el más terrible de todos, ahora está libre para revivir su reinado de terror. El príncipe maldito avanza implacable, impulsado por el deseo de venganza y su ansia de destrucción. A su lado, la muerte tiene forma de mujer, tan sensual como mortífera, tan erótica como sanguinaria, tan apasionada como cruel.
Un equipo inusual tendrá que seguir el rastro de sangre y brutales asesinatos, esto los llevará a una cacería frenética por los lugares más peligrosos y misteriosos del mundo, pero la pregunta es: ¿quién es el cazador y quién es la presa?
Un terrible secreto familiar celosamente guardado, una tumba, el alma de una muchacha inocente, el mensaje desesperado de un Obispo en un antiguo pergamino, el acertijo planteado por un escribano, los desvaríos de un monje enloquecido por la culpa. Un misterio que parece imposible de resolver y el tiempo se acaba. Es hora de enfrentar la peor pesadilla y combatir los miedos más ancestrales o todo estará perdido.
Amantes de sangre es un libro que seduce al lector para adentrarlo a un mundo macabro, donde los sentidos explotan salvajemente y la sensualidad es el preámbulo para la muerte. Prepárese para una pasión maldita que desatará el terror... Que nadie podrá sobrevivir.




Estoy muy molesta con este libro. Para empezar retomaré unos comentarios que hice en El príncipe maldito, primer libro de esta saga. Efectivamente, según lo que me dijo Google el autor es un director de cine y tiene sentido que escriba “cosas gráficas”. También, el uso de palabras “difíciles” en momentos inadecuados es algo frecuente, y dudo que sean expresiones natales, más bien debe ser que quiso verse listo. Noticia: no funciona. Y sí, fue ordinario de cabo a rabo.

Yo pensaba que luego de decir eso iba a sentirme libre de reproches, pero no. Osea que ésta no va a ser una buena reseña, si están listos para líneas y líneas de odio, bienvenidos. Empezaré con tres fragmentos que odié especialmente:

“…a punto de caer en shock ante el brutal encontronazo que significaba la racionalidad de su mente con aquellas manifestaciones que iban más allá de la metafísica y de la lógica”

“Y olvidé, dentro de mi cerrada forma de pensar, analítica y científica, que todo eso siempre tiene en el fondo un fuerte sustento de verdad”

“…pasaba la media noche, e interrumpió su chateo con un amigo con el cual discutía algunas cuestiones de física cuántica”.

La primera me resulta chocante por sí misma. La segunda es un diálogo de RR, el “brillante investigador” mexicano y la odio porque nadie que se respete dice algo así de sí mismo. La tercera es un ejemplo de los detalles inútiles que abundan en el libro, en el cual además hace uso de palabras que no comprende.

En general, sus personajes no están ni bien pensados ni bien realizados. A Sophía de Ferenc, Catherine y RR ya los conocíamos, son los personajes de manual: la villana, un investigador privado y una hermosa agente internacional. 
Otras adiciones son el amante de la villana, un jesuita húngaro y un matemático checo. El detalle tonto con el amante es que se supone que es muy listo y muy malvado, pero lo único malvado que hace es matar a como 10 personas y no tuvo ni una sola línea inteligente. El detalle tonto con el jesuita es que es tan importante que lo dejan manejar manuscritos de un milenio, pero que curiosamente vivía de tallar marionetas en un pueblucho. El detalle tonto del matemático es que, pues…es tonto todo. Es un “genio de la computación” que usa Google Maps y un GPS, además de un “hacker” que puede entrar a cualquier lugar de Internet…pero que le tienen que mandar escaneados unos libros viejos. 
Además de unos secuaces sacados de la manga para que los enfrentamientos se vieran más rudos, pero que nunca sabes ni de dónde salieron ni qué fue de ellos. Eso sí, hace el uso de la palabra sensual o alguna palabra semejante un millón de veces. Uff…el cuento de nunca acabar.

De la trama, realmente en todo el libro no ocurrió nada indispensable. Son algo así como 600 páginas de dar vueltas y agregar situaciones increíbles (no de impresionantes, sino de que no te crees lo que estás leyendo) para acabar “venciendo” a los malos en cuatro páginas. Y no son páginas llenas de emoción, son páginas llenas de personajes diciéndose cosas que pasaron en el libro. Hubo mucho más lugar para situaciones que no afectaron en nada a los protagonistas y que no retomó en ningún momento. Fueron paja, a secas. 
Mi teoría es que no encontraba la manera de que se viera grueso el libro. Y apuesto a que, como hizo del primero al segundo libro, en el tercero va a salir con que siempre no los habían derrotado.

No sé, estoy cansada. Para terminar diré que no hay que confiar tanto en los sinónimos. Entiendo que no hay que ser repetitivo, yo he cambiado palabras de un lugar a otro para que se leyera un poco mejor, pero hay que ser coherente con el lenguaje. Hay una parte donde escribe una declaración y usa la expresión “como a las 8” y unas líneas más abajo “necesidades fisiológicas”. ¿No podía decir aproximadamente? ¿U orinar? Y así en todo el libro.



En resumen, Amantes de sangre fue para mí una novela con mucho ruido y pocas nueces, con personajes incoherentes y una trama débil. Además de una prosa cansada por sus intentos de complejidad mal logrados.




No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Todos tus comentarios son bienvenidos, siempre que sea con respeto.
También les dejo una selección de emojis, nunca se sabe cuándo vas a necesitar una pizza.
❤ ツ ✌ ✔ ✘ ♡ ☮ ★ ☕ ✿ ⚡ ♥ 😀 😁 😂 😃 😄 😅 😆 😇 😈 😉 😊 😋 😌 😍 😎 😏 😐 😑 😒 😓 😔 😕 😖 😗 😘 😙 😚 😛 😜 😝 😞 😟 😠 😡 😢 😣 😤 😥 😦 😧 😨 😩 😪 😫 😬 😭 😮 😯 😰 😱 😲 😳 😴 😵 😶 😷 😸 😹 😺 😻 😼 😽 😾 😿 🙀 🙈 🙉 🙊 🙅 🙆 🙇 🙋 🙌 🙏 ▸ 🎶 ⭐ 🌟 ✨ 🚨 ☝ ✋ ✌ 👎 👍 👌 👏 💔 💕 💖 💘 💢 💤 💥 💪 💩 🎁 💎 🍕 🍩 🍫 🐌 🐶 🐵 🎄 🎃 🎅 🌞 🔥 ❌ ❓ ❔ ❕ ❗ 💯